LAUDIENZ · 12

Montar un negocio de comida especializada a domicilio con Instagram; un acrónimo para escribir mejor y la mejor manera de hacer un LIVE con interlocutor.

Hola, ¡buen domingo!

83 personas se han unido a LAUDIENZ en el último mes.

Si aún no eres parte de la lista de suscriptores, únete a las +550 personas que están construyendo audiencias y haciendo despegar sus negocios. Aquí:

Hoy te cuento la increíble historia de @almayorigen, un negocio que gracias a Instagram está pasando de una cocina de 4 metros cuadrados a un obrador (cocina industrial).

Además, verás por qué TIENES que montar una estrategia para Linkedin lo más pronto posible; la creación de vídeos con Machine Learning de Google; el acrónimo que uso para escribir mejor y la mejor manera de montar un LIVE con un interlocutor.

Sin más dilación, aquí tienes LAUDIENZ · 12 👇🏻


1. NOVEDADES

  • Linkedin alcanza 722 MM de usuarios y 16% más ingresos
    Microsoft reportó esta semana un incremento de 16% de negocio en Linkedin en el tercer trimestre del año. Su base de miembros activa creció a 722 millones (tenía 675 MM en Enero).

    Tip: si aún no tienes una estrategia para esta red social, es hora de ponerla en marcha.

  • Google ¿facilitará la creación de vídeos a partir de una URL?
    Usando Machine Learning y modelos computacionales, Google está buscando crear un vídeo a partir de una URL. No me extraña esta movida, porque el éxito del formato es innegable en todas las plataformas. El lanzamiento podrá ser pronto. Aquí puedes ver cómo funciona:

2. Cómo iniciar un negocio de recetas y comidas con Instagram, según @almayorigen

Ariana Hernández Bohigas es la creadora de Alma & Origen (almayorigen.com), un proyecto muy bonito que busca contar “recetas con historias”.

Su historia es un poco atípica, ya te diré por qué, pero antes te voy a contar los orígenes de su emprendimiento.

Después de dos años en Nueva York, esta chica venezolana decidió regresar a sus raíces, volviendo a Santander (España), cuna de su familia materna.

Desde que llegó, ha conseguido:

  • Monetizar su pasión: cocinar y — especialmente — hornear.

  • Tener un negocio que crece de manera sostenible y local.

  • Trabajar sólo en sus tiempos libres para este proyecto (conservando su empleo a tiempo completo)

  • Está en el proceso de abrir un obrador (una cocina profesional).

Sin más, te cuento su historia 👇🏻

Ariana tenía un año publicando recetas de panes artesanos, galletas, especialidades venezolanas y tartas americanas en su cuenta de Instagram cuando comenzaron a llegar pedidos.

Se convirtió en un negocio porque la gente me comenzó a pedir lo que yo publicaba.

Los primeros pedidos fueron hallacas y panes de jamón que son comidas tradicionales de Venezuela, pero también posteo muchos antojos de mis días en Nueva York que se venden un montón: New York Bagels, Pan Jalá (Challah), galletas y panes artesanos, entre muchas otras cosas.

Pero de ¿cuánta facturación estamos hablando?

La facturación en su primer mes vendiendo fue de 1.324 euros.

Al participar en un mercadillo local, consiguió facturar sobre 500 euros en un día.

Estos primeros pinitos demuestran que NO HAY QUE TENER muchos miles de seguidores para mover un negocio a través de las redes sociales.

Trato de que mis publicaciones estén bien localizadas porque no puedo atender pedidos de fuera de mi localidad, al menos no por el momento.

Supongo que eso ha limitado mi crecimiento, pero no es algo que me preocupe.

Al ser algo orgánico puedo hacerlo menos estresante y tener mejores bases para profesionalizar bien el negocio.

Si nos fijamos en su cuenta de Instagram veremos que sus publicaciones casi siempre incluyen la localización (Santander, Cantabria), y diversos hashtags que le dan alcance global y local como “#recetas”, “#nombrederecetas”.

Tampoco ha publicado demasiado, tan solo 109 publicaciones en dos años.

Es decir, su notoriedad llega de publicar más o menos una vez por semana durante todo este tiempo.

No más.

Ariana me cuenta además que no es demasiado organizada con sus publicaciones y las hace más por impulso.

Aunque entiende bien qué funciona y qué no, sabe que al momento de querer crecer deberá organizarse mejor.

Pero además, tampoco cuenta con equipamiento especial para documentar su proceso:

La cocina del piso donde yo comencé el proyecto medía 4 metros cuadrados, no tenía luz natural, el horno era muy viejo y no tenía casi utensilios.

Hasta ahora no tengo trípode ni ninguna cámara especial.

Pero eso no me ha impedido crecer.

De hecho reinvierto lo que gano y estoy en proceso de permisología para abrir un obrador aquí, en Santander.

Algo que llama la atención de sus publicaciones es que podrían resultar demasiado largas para ser consideradas como una “buena práctica” para muchos expertos en redes sociales.

Irónicamente, esto es lo que le permite conectar mejor con la audiencia y recibir pedidos -que no puede cumplir- desde diversas partes de España.

Lo más sorprendente de su historia es que ha conseguido hacerlo todo como un proyecto paralelo a su trabajo formal.

La verdad es un quart-time, algo que hago en los tiempos libres y porque me gusta.

Y tiene que ser así, porque tengo que disfrutarlo.

Pero al principio no era así. De hecho era muy fuerte porque vendía sólo los fines de semana, con lo que tenía que hacer todo en 48 horas.

Ahora vendo toda la semana, lo que me permite hacerlo todo más calmadamente en vez de centrarlo todo en un intensivo de dos días.

¿Cómo gestiona los pedidos?

La logística es muy simple.

Tiene un enlace a su cuenta de Whatsapp Business y también recibe los pedidos por mensajes directos de Instagram.

A partir de eso cuadra fecha y hora de entregas y organiza sus semanas en torno a eso.

Los pedidos funcionan a veces muy a mi antojo. Esta semana publiqué una tarta de chocolate que fue un éxito, y como sé que me lo pueden pedir, ya evalué todos los costes para saber en cuánto vender.

La otra cosa buena es que muchas personas ahora son clientes fijos. Talvez compraron algunas galletas americanas y cuando saco otra cosa que les apetece me lo piden directamente porque ya conocen la calidad de mi producto.

Como te contaba arriba, decía que su historia es atípica porque ella no comenzó este emprendimiento para forrarse, ni para vivir “sin jefes”, ni las típicas razones que se encuentran en el mundo del emprendimiento.

Sus razones vinieron de una necesidad emocional.

Esa emoción nació en Nueva York cuando hice sola un plato típico venezolano que se llama “Hallaca”, en medio del fuerte invierno de NY, y sin mi familia por segundo año consecutivo. Pasé una semana preparando todo: compré el pernil, destilé el onoto e iba guardando todas las cosas.

Cuando finalmente tengo toda la preparación lista, arranco a armar las hallacas de la manera que me lo enseñó mi mamá.

Una de las cosas más difíciles es que la hoja de platano con la que envuelves la hallaca no se rompa, y apenas hice la primera me salío perfecta.

Ahí arranqué a llorar porque entendí que detrás de ese momento estaba la historia de mi familia: de mi abuela que salió de Santander a Venezuela, de mi madre que aprendió a hacer hallacas perfectas con mi abuela venezolana y que yo, por primera vez desde que emigré fuera del país conseguía hacerlo también.

Cada vez que necesitaba volver a esa emoción, volvía a la cocina. A partir de eso y aconsejada por varias amigas, decidí poner en marcha el proyecto.

¿Te gustó el proyecto de Ariana? Puedes seguirle en Instagram, Facebook y en su página web.

Si te gustó esta historia, puedes compartirla con este botón:

Share


3. R.A.M.P.A – El acrónimo que uso para hacer textos que enganchan

Si me lees desde hace tiempo ya conocerás este concepto, pero sino, creo que puede ayudarte.

Redundante / Repetitivo

Evito la redundancia. ¿Hay oraciones distintas que explican la misma idea? ¿La misma palabra sale demasiadas veces? ¿Se puede explicar con menos palabras? ¿Puedo concentrar 2 o 3 párrafos en uno solo?

Aburrido

¿Es cliché lo que digo o estoy usando frases cliché? ¿puedo incluir una historia que lo ilustre mejor? ¿puedo incluir además gráficos y hechos que lo soporten?

Mainstream

Evito lo mainstream. Si lo toco de cerca, me pregunto: ¿puedo aportar una nueva visión sobre un tema conocido? ¿puedo contrariar una idea legítimamente? ¿puedo ofrecer un nuevo ángulo sobre un tema clásico?

Público

Pienso siempre en quién me lee. No trato al lector como tonto y soy inclusivo. ¿Puedo dejar que el lector resuelva el contexto? ¿Puedo incluir ejemplos sin estereotipos? ¿Puedo sorprender al lector sin perder legitimidad?

Aúpa

¿El artículo me aúpa a mí o a mis lectores? ¿Aumenta mi espíritu, alimenta mi alma, estimula mi imaginación? Si no lo hace, debo volver al papel y buscar la manera de conseguirlo. Porque si no me emociona a mí, no emocionará al lector.

Espero que este acrónimo te ayude la próxima vez que quieras captar mejor la atención de tu audiencia.


4. Recursos

  • La manera más fácil de hacer un “Live” con un interlocutor

    Mañana lunes haré un LIVE desde Instagram y Youtube. Un amigo músico nos explicará la importancia y el proceso de la creación de un “logo sonoro” mientras hace lo propio para el podcast de LAUDIENZ (¡sí, se viene el podcast!).

    Por eso me tocó investigar la mejor forma de hacerlo y esta es mi conclusión:
    La manera más simple de hacer un live en youtube con un interlocutor es con ZOOM, que tiene una opción para hacer el streaming hacia Facebook Live o Youtube Live.

    Para hacerlo en Instagram lo mejor es, duh, el móvil.

    Mi idea es guardar luego el vídeo del LIVE de Youtube y retransmitirlo en Facebook, y crear una sección de Lives en los atajos del insta.

¿Tienes una herramienta para que recomendemos en los recursos? Mándamela para probarla, respondiendo directo a este e-mail.

5. Aprendizaje de la semana

Instagram y “el link en la bio”

Cuando quiero enlazar a algún post de mi blog desde Instagram, y al igual que todo el mundo, siempre pongo “haz click en la bio para ver más”. Luego sigo actualizando y olvido por completo.

Pero muchas personas revisan tu feed de Instagram cuando te empiezan a conocer, así que no actualizar esa información es una oportunidad perdida de que lean mis contenidos en profundidad.

Buscando soluciones para esto, se me ocurrió que a partir de ahora puedo poner algo como “haz click en la url de mi perfil o busca en google "palabras claves del artículo + nombre de mi blog”.

No es perfecto, pero es mejor.

Otra opción es linkinprofile.com, que sincroniza los enlaces que pones en cada foto con un sistema parecido al de linktree. Pero es de pago.

¿Tienes otro hack o herramienta recomendada? Dimelo en los comentarios al final del newsletter para probarlo. 💬

¿Me ayudas?

Me encanta escribir este boletín y compartir historias, tips y herramientas para ayudarte a construir audiencias online para tu negocio. Pero necesito monetizarlo para mantenerlo.

Te propongo tres cosas:

  1. Si te gusta lo que escribo y crees que puedo escribir para tu empresa o proyecto contáctame para conocer mejor tus objetivos: hola@flavioamiel.com

  2. Si quieres ser sponsor en el próximo número, escríbeme a hola@flavioamiel.com

  3. Si ninguna de las opciones anteriores te encaja, entonces invítame un cafecito. A través de este link.  🙂

    ¡Gracias!


¿Te gustó el boletín? Aún estás a tiempo de suscribirte:

También puedes dejarme tu feedback aquí.